AUTOESTIMA: CUALIDADES POSITIVAS

AUTOESTIMA: CUALIDADES POSITIVAS

La adolescencia,durante el inicio de la pubertad, es un período del desarrollo humano, en la cual ocurren cambios biológicos, sociales, sexuales y psicológicos, que tener en cuenta, sobre todo en la Educación Secundaria Obligatoria (edad comprendida entre los 12 y 16 años).
Dicho período coincide con el paso de la Educación Primaria a la Secundaria, la cual conlleva los siguientes cambios a considerar:
– Cambio de centro( en la mayoría de ocasiones)
– Nuevos compañer@s y profesor@s.
– El tutor le da un área, a diferencia de en primaria que les daba varias.
– La actitud del profesorado en Secundaria es menos paternalista; creo que en el primer ciclo de secundaria debería ser gradual y no romper bruscamente con una forma de trabajo llevado a cabo durante 6 años.
– Cambios Hormonales: aquí radica el trabajo que pretendo llevar a cabo mediante la Inteligencia Emocional y el desarrollo de las Inteligencias Múltiples.
Antes el primer ciclo de secundaria estaba incluido en los colegios, y el cambio era menos drástico.
Según el psicopedagogo Ferran Barri, coordinador de «Acoso escolar o ‘bullyng’. Guía imprescindible de prevención e intervención» (Altaria), es precisamente en la transición de Primaria a la ESO cuando se registra la mayor incidencia de acoso escolar por la «efervescencia hormonal» propia de la edad que empuja a los chicos a querer autoafirmarse en el grupo; y también porque hay espacios físicos más amplios para moverse lejos de la mirada de los adultos.
Con las pinceledas descritas anteriormente, paso a describir la dinámica.
CUALIDADES POSITIVAS
lugar: Gimnasio
Nº participantes: grupo-clase
Momento: en el instante en el cual se detecta esa necesidad. Puede ser al principio o al final de la clase.
Descripción:

 

Al final de la sesión introducimos la relajación, en este caso sentados en una esterilla con las piernas cruzadas y los ojos cerrados. Se debe realizar las siguientes respiraciones abdominales: inspirar por la nariz y soltarlo lentamente por la boca. Se pueden incluir diversos ejercicios de respiración, pero con el básico descrito es suficiente. A la vez que se relajan con una música acorde con la situación, les comentamos que hay un compañer@ de nuestra clase que necesita nuestra energía positiva. Por ese motivo, les pedimos que durante la relajación piensen una cualidad positiva del compañer@ que ha comentado el profesor previamente.

 

 

A continuación abren los ojos, recogen su esterilla y el compañer@ nombrado espera en la puerta a que sus compañer@s les comenten sus cualidades positivas y se despidan con cualquier saludo que sientan en ese momento…

Conclusión:
No hay día que no me pidan esta dinámica…por algo será,no?.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *